viernes, 28 de diciembre de 2007

Sin Saurón ...y sin Abel

El 15 de diciembre tras 3 horas de pabellón, Sau fue retirado de mi ser. Gracias a Dios y a mis cirujanos no he sabido de dolores ni malestares, lo que es inversamente proporcional a mi aspecto. Parecía boxeadora!!! Sip, con la cara machucada y el ojo izquierdo cerrado así es que sigo “licenciada” en casa, con poco qué hacer, pues tengo que guardar reposo para tratar de que baje luego lo que queda de hinchazón.

Lo que si me duele, es el alma, pues el día 24 cerca de las 14ºº Abelito no pudo mas y murió. Sip, cayó enfermo el día miércoles 12, y pese a que se lo llevó un veterinario fue de mal en peor.


Al parecer estaba muy anémico producto de una bacteria, nunca lo sabremos pues no pidieron exámenes. Lloré mucho, porque el era un milagro, alguna vez contaré la historia de Los Píu-Píu. EL Nino también estaba muy triste, pienso que no derramó lágrimas porque como hombre seguro que desde pequeño le dijeron que no había que llorar. Ni siquiera pude cavar su tumba por mi estado de salud, Nino ofició de sepulturero, y a su pequeño velorio felino sólo asistieron tímidamente Francisca y Flaca. Sólo pude poner su pequeño, oscuro y peludo cuerpo en la tierra, cerca de donde está enterrado su mellizo Caín, ahora deben estar juntos en el cielo de los gatos.


En el fondo de sus almas gatunas ellas -las chicas F- saben que se les fue el equilibrio, el mediador; el responsable de mantener el status quo en su trina sociedad. Ya Francisca no tiene a quien limpiar, ya la Flaca no tiene con quien correr cada tarde, cuando tácitamente declaraban lucha libre y rodaban por la casa en locas carreras de “si te pillo, te muerdo” hasta caer rendidos de cansancio y comenzar la tarea de limpieza que terminaban durmiendo juntos en alguna silla.


Abelito: mi amigo-amigo, mi “su obesidad”, mi Piu Piu, que aprendiste a medias el truco de traer la pelota, que te echabas tranquilamente a lo pies de la cama cada tarde acompañándonos sin más deseos que el de estar con tus humanos, descansa en paz sabiendo que desde ahora eres nuestra estrella navideña.


5 comentarios:

DumuziBebe dijo...

Pucha que pena por lo de Abelito, era super guapo.
igual lo extrañaran muchísimo sus compañeras de juegos y limpieza. es re triste perder una mascotita.
besitos.
Marcela.

felina dijo...

Hola

me alegro de que saurón haya sido extirpado exitosamente y te encuentres bien.

Que pena lo de Abel, pero diste lo mejor de tí para salvarle la vida y lo acompañaste siempre, si se fué lo hizo con el cariño de los que lo rodearon y eso es muy importante.

Espero que estes tranquila y recuperandote bien y que el año que comienza venga cargado de exito y ronroneos varios.

Miau.

Angelita dijo...

Amiga estoy feliz por lo bien que salio tu operacion.. :)

Mi pesame para ti, un gato tan lindo, pero él se ha llevado los mas lindos recuerdos de ti para el cielo de los gatitos, ademas aún quedan dos gatunas esperando que les des tu cariño... no estas solita.... muchas fuerzas amiga mia...

De paso te deseo un feliz cumple amiga... y todos mis abrazos llenos de cariño para estos dias....

Alex dijo...

No entiendo muy bien que es saurón pero me alegro que estes bien y deseo que empieces muy bien el año!!

Lamento lo de Abel .. realmente era un gatito muy bonito, lo que alegra es que lo haya pasado lindo cuando estuvo con vos (hay tantos gatitos que sufren)

Te dejo un gran abrazo !!

Chichina dijo...

Mi abelito...
no tengo palabras, te acompaño.